Una gran experiencia, disfrutamos de una entretenida y educativa visita, vimos como vivían las vacas, nos explicaron la vida en los caseríos y descubrimos como se hacían el queso y el yogur. Muy recomendable